Un Doloroso Placer

Tiempo de lectura: Cerca de 3 minutos.

Un día tuve un sueño muy extraño, muchos lo llamarían una pesadilla pero de haber sido una pesadilla hubiera despertado llorando o muy asustado, (llorando ya que normalmente cuando tengo un mal sueño despierto al borde de llorar y mi mente simplemente olvida el sueño) pero no esta vez.

El sueño comenzó como cuando duermo normalmente, no veo mas que la oscuridad de mis parpados cerrados y cuando los abro ya es de día, pero esta vez abrí los ojos y seguí viendo oscuridad la misma oscuridad “es de madrugada y desperté antes” pensé, pero luego recordé que aunque fuera madrugada mi cuarto no estría completamente oscuro, ya que las malditas luces de atrás de mi casa están prendidas hasta que sale el sol, “probablemente no hay electricidad” razoné e intente volver a dormir, pero al cerrar mis ojos escucho gritos, no de mi hermano intentando levantarme, si no gritos de dolor de mucha gente diferente y comenzaron a gritar cosas como: ¡¿porque nos haces esto?! Creí que era porque esa noche dormí algo tarde y estuve leyendo creepypastas hasta dormir. Intente ignorarlo y dormir. pero después siento algo rasposo en mis pies. Como si estuviera parado en una banqueta descalzo, además no sentía ni mi almohada en mi nuca ni mi colchón en mi espalda, en ese momento comencé a asustarme, y los gritos de toda esa gente se hacía cada vez menor, como si el número de personas que grita estuviera disminuyendo.

Es entonces cuando la verdadera “pesadilla” comienza. una luz como las luces que hay en las calles se enciende varios metros enfrente de mi, y veo la silueta de una persona sosteniendo a otra, entonces comienza a atacarlo brutalmente con un cuchillo, hasta que sus gritos paran, supuse que había muerto. El homicida voltea hacia mi, entonces se encienden otras luces, las cuales forman un circulo alrededor de mi, todas están a la misma distancia d mi que la primera luz. Cuando las luces revelan el paisaje veo que esta todo completamente lleno de cadáveres, al ver las caras de los cadáveres, me di cuenta de que todos ellos son familiares y amigos míos, todas las personas cercanas a mi, estaban muertas.

Entonces la persona que los mato, aún irreconocible, comienza a caminar lentamente hacia mi. Mi mente y mi corazón se llenan con memorias de todos ellos y los sentimientos que tenia hacia cada uno de ellos, pero hubo una idea que lleno rápidamente todo mi cuerpo, venganza. Volteo al suelo “debe haber algo parecido a un arma por aquí”pienso mientras miro el piso, después puedo ver un cuchillo justo enfrente de mi completamente limpio, al recogerlo se resbala de mis manos, volteo a ver mis manos pensando que estaban sudadas, pero cuando las veo noto que están cubiertas de sangre, volteo a ver a los cadáveres y todos miran directamente a mi, volteo enfrente y el sujeto que los había matado a todos esta suficientemente cerca como para reconocerlo. Al verle la cara no podía creer quién era,, el recoge el cuchillo, lo examina con la vista y dice “no pensabas usar esto con migo, ¿verdad?” con una sonrisa macabra en la cara, estoy tan estupefacto en ese momento que no puedo ni responder. “¿que pasa, acaso no me reconoces?” dice con la misma sonrisa macabra. Yo seguía estupefacto al saber que la persona quien los había matado, era yo. Se lanza hacia mi clavando el cuchillo en mi estomago, y susurra a mi oído: “yo lo hice, yo los maté” por alguna razón, en ese momento yo sonrío al escuchar eso y repito sus palabras. Mi corazón se llena de dolor y sufrimiento al saber que los había matado a todos, pero en ese momento un pensamiento cruza mi mente, “los maté, finalmente los maté” en mi corazón entra un tercer sentimiento, el cual no era tristeza ni dolor ni ninguno parecido, era un sentimiento completamente diferente, era placer, placer por saber que había tomado la vida de una persona, placer por saber que le había causado sufrimiento a una persona, pero en ese momento cruza por mi mente que la gente que murió era gente con quien conviví, gente con quien crecí, que nos apoyamos entre nosotros, gente que tenía confianza en mi y yo en ellos. El dolor toma mi corazón, pero el placer no desaparece. Es cuando despierto, pero no despierto asustado ni llorando ni preocupado siquiera, como ya había dicho antes, mientras que mi corazón aún era avitado por un doloroso placer.

 

Este es mi blog y ahi hay mas creepypastas como este.
http://franks-creepypasta.blogspot.mx/

Larriva

Please wait...

3 comentarios de “Un Doloroso Placer”

  1. Esta buena, pero creo que más que causar terror o impacto no sale del rango de “entretener”. Probablemente sea la razón por la que a algunos no les guste.. no se. En fin, sigue mejorando 🙂

¿Quieres dejar un comentario?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.