Juegos, Nada Mas

Tiempo de lectura: Cerca de 2 minutos.

No sé porque me dicen loca, no estoy loca, solo me gusta jugar con las personas de un modo, diferente, ahora me tienen amarrada en un pequeño cuarto con paredes acolchonadas.

¿Me encierras nada más por jugar? ¿Porque? Solo jugaba con él.

Él y yo estábamos jugando, yo no lo obligué a nada, le pegunte si quería jugar y me dijo que si, así que eso hicimos… Jugar.

Lo amarre en mi cama, él trataba de gritar, pero a mi no me gusta que griten, pero el tenia tanto miedo que ni hablar podía, pequeños gritos salían de su boca, así que comencé con el juego, le quite su playera color aguamarina, dejando desnudo su pecho, comencé a sentir como sudaba, pero al poco tiempo empezó a temblar, así que me acurruque junto a él, empecé a tocar su torso son mis dedos y mis largas uñas, él se empezó a sacudirse, haciendo que lo rasguñara. “Lo siento” le dije, pero ver como corría un poco de sangre por su pecho me excitó y quise ver más sangre sobre él, mientras el me miraba con sus ojos negros llorosos que reflejaban la luna llena, “No llores” le dije tiernamente, mientras salía por la puerta para buscar mi cuchillo especial. Quería sentir la sangre sobre él y empezar a lamer todo su cuerpo empapado, me encantaba, me enloquecía solo imaginármelo.

Todo iba bien hasta que, al entrar a la habitación, él estaba tratando de escapar, “¿Te quieres ir?” le dije sarcásticamente, “No lo tengas por seguro” respondí a mi propia pregunta.

Así que comencé el juego, tome mi cuchillo especial, y me hice un corte en el dedo para enseñarle lo filoso que era, el trato de gritar, pero le fue imposible; “No llores más, este juego te gustara” Dije sonriente mientras tomaba mi cuchillo, y lo deslicé sobre uno de sus brazos, y comenzó a brotar sangre de él, Tome un poco de ella y me puse en mis labios, ese sabor tan delicioso, esa textura tan placentera y ese color ardiente, enloquecida por su sabor, empecé a arrancar su piel con mis propias manos, el lloraba de dolor y gritaba demasiado, pero era inútil, sus gritos no serían escuchados; comencé a lamer la piel que le quite con mis uñas, pero aun así no quede satisfecha, quería seguir jugando así que empecé a desmembrarlo, el seguía vivo, pero tiempo después dejo de moverse, de seguro se había desmayado del dolor, ya que veía sus corazón palpitar normalmente, así que seguí con mi juego, Empecé sentir sus intestinos con mis manos, su textura era encantadora, pero lo malo es que la sangre brotaba lentamente, le quite las cadenas de las manos, lo senté sobre la cama y en un acto de desesperación,  tomé de nuevo mi cuchillo ensangrentado, y le corte la cabeza, empapando mis blancas paredes de rojo sangre, era una alegría para mí, toda esa sangre pero creo el seguía vivo, lo escuche gritar, pero mi obsesión era aún mayor, y por fin termine mí juego.

No sé porque me dicen loca, no estoy loca, solo me gusta jugar con las personas de un modo, diferente, ahora me tienen amarrada en un pequeño cuarto con paredes acolchonadas.

Yo no lo maté.

Y perdón que te lo diga entre susurros pero…

Él sigue vivo.

Él no está muerto.

Aun lo escucho gritar.

 

Creación Propia

Cassiel

Ángel Pokemon Vampiro Inmortal. Nacida un 10 de mayo del 1998 y se considera una fan de el terror, los videojuegos y la musica. Si la vez, no la incites; tu cuello es un blanco facil para sus colmillos. Ángel por Cassiel. Pokemon por su entrenador Ian. Vampira por su amor a la sangre. Inmortal por...

Please wait...

6 comentarios de “Juegos, Nada Mas”

¿Quieres dejar un comentario?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.