Memoria genética

Muchos íconos clásicos del terror, como los Xenomorfos de Giger y Cabeza de Pirámide de Silent Hill —entre otras criaturas inquietantes— comparten rasgos comunes. Piel pálida, ojos oscuros y hundidos, rostros alargados, dientes afilados, y otros semejantes. Estas imágenes inspiran horror y repugnancia en la mayoría, y lo hacen por una buena razón. Los rasgos que comparten estas imágenes están impresos en la mente humana.

Muchas cosas nos causan pavor por instinto. El miedo es natural y no necesita ser reforzado para que pueda aterrorizar. Los miedos varían según las especies, y proceden de épocas más oscuras en el pasado, cuando un relámpago podría significar la quema de tu casa, un estruendo podría advertir del galope de una estampida, los depredadores podían esconderse en la oscuridad y las alturas podían convertir un paso en falso en algo letal.

La pregunta que tienes que hacerte es la siguiente:

¿Qué sucedió durante las épocas ocultas, antes de que la historia comenzase, que pudo haber afectado a la raza humana tan uniformemente como para implantar un miedo profundo, instintivo y duradero hacia los seres pálidos de ojos oscuros y hundidos, dientes afilados y rostros alargados?

…Solo ten cuidado ahí fuera.

===============

Anterior | Todos los Creepypastas | Siguiente

La traducción al español pertenece a esta página. Fue escrito en inglés, pero desconozco a su autor(a):
http://creepypasta.wikia.com/wiki/Genetic_Memory

Creepypastas

Please wait...

1 comentario de “Memoria genética”

¿Quieres dejar un comentario?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.