La Mansión

Esta historia fue escrita por mi, si hay alguna sugerencia, error, o si incluso la historia fue mala, no duden en decírmelo.

Fueron pocas veces las que me atrevi a ir al cuarto de mi padre, la puerta tenia impregnado un olor desagradable, la manija parecia derretida… habian sombras que se apreciaban desde debajo de la puerta…  cuando era niño, solia oir historias terribles sobre la casa, pero nunca crei ninguna, mis padres -en ese entonces- procuraron tenerme lo mas alejado de esos terribles relatos sobre la construccion de mi hogar, mi antiguo hogar… que, segun las malas lenguas, solia ser un refugio para mujeres viudas, embarazadas, monjas que no aceptaban su vida siendolo, hombres profugos, niños deformes, borrachos y enfermos mentales, todos a cargo de una señora alta que siempre vestia de rojo, pero no cualquier rojo, un rojo tan brillante, y al mismo tiempo tan oscuro, que ninguna pintura roja podia llegar a ese tono tan extraño, era un vestido hermoso, que todas las mujeres envidiavan, pero que al mismo tiempo despreciaban por su insoportable olor dulzon… dicen, que su vestido habia sido teñido con sangre humana y que siempre, todas las noches, sin falta, se oian gritos de auxilio en el interior de la mansion, mi antigua casa… y en otras palabras, el hogar al que todavia pertenesco.

Mi familia compro la mansion a un buen precio, veniamos buscando un cambio y por fin lo habiamos encontrado, aunque la terrible realidad era que nadie se acercaba, yo no tenia amigos y a mis padres les negaban las invitaciones.

Despues de un año viviendo ahi, mi madre murio sin ninguna razon aparente, y despues de unas horas, el cuerpo desaparecio. Ahi fue cuando mi padre empezo a dormir en ese cuarto alejado, casi escondido, con muy mala pinta y un olor desagradable. Mi padre ya no parecia el mismo, ya no comia, no hablaba, su cuerpo empezo a adelgazar, su piel marcaba demasiado sus huesos, sus costillas sobre todo parecian que saldrian del cuerpo y un dia, mi padre ya no salio de su habitacion, me atrevi a tocar la manija pero no pude hacer ninguna diferencia… me di por vencido, decidi averiguar que pasaba, pregunte por las historias,  y todos me contaban algo diferente, no me refiero a una diferente version de la misma historia, sino a diferentes historias sobre la mansion, me contaron sobre el vestido, las desapariciones, los asesinatos, y sobre todo, de la construccion de la antes mencionada.

Esa misma tarde, cerre todas las ventanas y cortinas, dejando la mansion con apenas un poco de luz, tome un maso y golpee los pilares que sostenian el segundo piso, estaba buscando algo, y este algo… era un cadaver,  la mansion habia sido construida con cuerpos humanos, gente agonizante que fue enterrada en cemento, utilizando los cuerpos como una especie de soporte para mantener firme la construccion y yo… buscaba uno en especifico, este era el hijo del dueño original de la mansion, que fue asesinado por su madre, la “Mujer de sangre” -como la llamaban- que siempre portaba un vestido teñido con la sangre de su propio hijo, el hijo al que asesino con sus propias manos… por amor… o al menos, eso fue lo que me dijeron.

Golpee varios pilares, vi cadaveres que, por alguna razon… no estaban descompuestos, seguian casi frescos, la piel era fria y blanca, con manchas negras en la cara y manos, sin ojos, pero ninguno era el niño, ninguno contaba con las caracteristicas que debia tener, y ninguna de las caracteristicas importaba mas que aquella que decia, que traeria una llave colgando del cuello, una llave tallada en los huesos de alguna persona, la llave en si, era un hueso.

Golpee y Golpee hasta que despues de varios intentos… encontre al niño en el pilar mas ancho y gordo de toda la casa, el pilar principal. El niño tenia apariencia como los demas cadaveres, pero… era diferente, sus venas estaban marcadas de una manera descomunal, eran de color verde, aun con el paso de los años eso no habia cambiado, pero eso no era lo peor, sus venas salian de su cuerpo como ramas, raices que perforaban el pilar y se enroscaban en su interior. Tome la llave, segun las historias, esta llave la ocupaba la “Mujer de sangre” para abrir y cerrar una habitacion, que era la misma en la que mi padre se habia encerrado, y ahi mismo, tiraba los cuerpos de la gente que moria noche tras noche, despues de varios años, oculto la llave en el cuerpo de su hijo, rompio parte del pilar, tal y como yo lo hize, y la dejo en el cuerpo del niño, despues reconstruyo parte del pilar.

Fui a la habitacion, meti la llave en la cerradura y la puerta se abrio, dentro, el olor se intensifico, era casi insoportable, y mi padre estaba de cunclillas observando los miles de huesos que habian. Mi padre estaba desnudo, flaco, pero con una diferencia notable: tenia el cabello largo. Lo llame, se volvio a mi, sus ojos eran diferentes, sus dientes estaban amarillos y mas largos que de costumbre, se levanto y me grito: “¿COMO OSAS TOCAR A MI HIJO?”

“Yo soy tu hijo” respondi asustado, pero mi padre repitio lo mismo en voz baja durante mas de dos minutos, fue agachando la vista y de pronto la volvio a alzar en direccion a mi

-Tu solo pudiste haber entrado aqui de una manera- me dijo – le quitaste la llave a mi hijo… mi querido hijo-

-Yo soy tu hijo- repeti

-¡NO MIENTAS!-grito enfurecido- mi hijo esta muerto… todos me han traicionado, ahora vienes por mi, a arrancarme la piel de mis huesos ¿no es asi?-

Entonces me di cuenta… mi papa no era el que hablaba… era la Mujer de Sangre, se empezo a acercar a mi con los brazos estirados repitiendo la frase “no saldras de qui” en voz baja, yo no entendia nada, pero algo que si sabia, y que estaba completamente seguro de hacer, era largarme de ahi lo mas pronto posible, me di la vuelta y sali corriendo, cerre la puerta detras, pase por todos los pilares que golpee, avente la llave al niño y ya en la puerta, cuando estaba a punto de salir… me volvi… no se porque, simplemente me volvi… y vi que el niño… tenia la cabeza en direccion a mi, como si me hubiera seguido con la mirada… entonces grite con todas las fuerzas que tenia, en ese momento ya no sabia como le habia echo para no temer a los cadaveres… no sabia ni siquiera porque habia echo lo que hice, simplemente corri, y pedi refugio en la casa de una persona, la cual me hospedo por dias, hasta que consegui contacto con una de mis tias. En ese entonces, yo tenia 16 años. Ahora vivo solo, tengo pesadillas, y siento… que debo volver, siento que algo me falta y que debo regresar a la mansion que fue… y aun es, mi hogar.

Imagen de perfil de direl

El usuario que envió el post no ha proporcionado información sobre la fuente.

direl

Rating: 7.11. From 83 votes.
Please wait...

18 thoughts on “La Mansión”

  1. La calidad de la historia, del relato en general es muy buena. Escritura Sólida salvo algunos detalles ya mencionados por mis colegas. Y la historia esta excelente, nada que decir.
    Omitire esos detalles, eres un buen escritor.
    5/5

    1. Bien dicho colega, los detalles se pueden pulir. Pero, como digo yo, un escritor no se hace, con eso se nace.

      Detalles más, detalles menos, la historia está genial; y esta es la recera o cuarta vez que la leo.

  2. Vaya, la idea en si es buena. Pero hay varios puntos en contra. Por principio, lo peor. Utilizas “ocupar” como sinónimo de “utilizar” lo cual es terriblemente incorrecto. Todo lo demás son fallas mínimas, al menos para mi. Usas demasiadas comas, en lugares donde debería ir punto y seguido, o punto y coma. En cuanto al argumento en sí, un vestido teñido con sangre no sería rojo del todo, sino de un tono semejante al marrón. Aún si la sangre estuviera fresca, sería de un rojo opaco, no de un rojo brillante. En segunda, si a una casa le derrumbas los pilares que le sirven de base, se vendría abajo, dejando pocas o nulas posibilidades de hacer más exploraciones. Dejaré eso de lado, atribuyendo a lo sobrenatural el hecho de que haya evitado caerse. Por otro lado, la idea de una mansión vieja, que solía ser usada como asilo de ‘la escoria de la sociedad’, de rechazados, y que está construida con cadáveres en los cimientos y demás partes estructurales me parece genial. Puede sonar a cliché, pero la idea en si sigue siendo fantástica. El detalle del niño ‘enraizado’ a la mansión también me agradó bastante. Es un relato que solo necesita perfeccionarse, mejorar el estilo y eliminar algunas inconsistencias argumentales. Por lo demás, bien hecho. Saludos.

  3. Muy buena historia, coincido con los comentarios de arriba, le faltaron algunos que otros signos, pero me gustó mucho la idea y la historia, y el desenlace me gustó mucho, el misterio y la trama, como lo dice el género que es… 4 estrellas, es una creepy muy buena! sigue asi (Y)

  4. Buena la historia, pero como que no termina de despegar =/

    No sé al final le faltó, no se muy bien en realidad, pero la historia y la idea en sí está bastante buena.

    [QUOTE]Entonces me di cuenta… mi papa no era el que hablaba… era la Mujer de Sangre, se empezo a acercar a mi con los brazos estirados repitiendo la frase “no saldras de qui” en voz baja,[/QUOTE]

    Se me vino a la cabeza de inmediato la escena del Resplandor cuando Jack Nicholson entra a la habitación 237 y la anciana desnuda de la bañera se alza sobre él, muy bueno.

    4/5

  5. Genial la historia, es una historia que se puede creer real y eso merece ser reconocido. Una sugerencia, cuando escribas un creepypasta, no digas al principio “Esta historia fue escrita por mi” o lo que pusiste después de eso , eso le quita la escencia; si quieres dilo al final del escrito. Algunos signos de puntuación por ahí faltaron y en otros sobraron, redacción buena, lo que me dí cuenta fue lo de las tildes. Faltaron en muchas palabras.

    Sin intención de molestar (la idea es que mejoremos todos) me despido. Hasta la próxima colega.

    1. se me olvidó, 5/5. Pese a los detalles que mencioné antes (que son mínimos en cuanto a la calidad de la trama del escrito), la historia es muy buena. Por lo menos a mí me entretuvo mucho.

¿Quieres dejar un comentario?